Buenas conclusiones al probar la FAW X 80
21 diciembre, 2014

Recuerdo cuando en 1999, con motivos del Rally de China, viajé a Beijing, alojándome en un Hotel de una avenida céntrica. Se hablaba del primer Pizza Hut y el Hard Rock Café era la novedad de la semana.

Me quedó grabada la imagen del cruce con semáforos. En el cambio al verde, miles y miles de bicicletas “largaban” a mil, dejando atrás a los automóviles que se resignaban a un escenario dominado por la tracción a sangre.

No volví a Beijing hasta los Juegos Olímpicos de 2008 y en sólo 9 años, la industria del automóvil había dado cuenta de aquel pasado tras un crecimiento espectacular, tanto que ya en 2005, China era el segundo país con mayor fabricación de automóviles, situación que duró hasta el 2009, cuando superó a Estados Unidos, constituyéndose en el primer mercado mundial.

Protegiendo a su industria, los chinos ya habían tomado dos importantes medidas, elevando los aranceles de importación y obligando a los fabricantes extranjeros a establecerse en el país, generándose unas cuantas “joint ventures” con la casi totalidad de las marcas importantes del mundo. Esto fue llevando a una importante transferencia de tecnología que se va patentizando en esas cifras de producción impresionantes que generan serios problemas de contaminación y saturación del tránsito en las ciudades grandes y luego iniciando una carrera de exportaciones que ha crecido sustancialmente.

Resumiendo decenios en un párrafo, lo que un día pensamos de los autos japoneses o coreanos que primero llegaron a Uruguay, está pasando ahora con los chinos que se llevan la mejor tajada de las ventas en el mercado uruguayo, prioritariamente por precios sumamente competitivos, pero que se han ido superando en calidad, mostrando que a corto o mediano plazo también se irán metiendo, en otros segmentos de mas alta gama.

FIRST AUTOMOBILE WORKS

Fue fundada en 1953, con apoyo de la soviética ZIL, comenzó fabricando camiones y en pocos años se convirtió en uno de los principales fabricantes de automóviles de China, representando su logotipo la combinación de dos caracteres chinos: “primero”y “automóvil” recreando la figura de un halcón que extiende sus alas.

Sus colaboraciones directas con Volkswagen, ampliada recientemente por 20 años más, también con Toyota, Mazda, General Motors y Audi, son ejemplos de lazos que la han potenciado, tanto que en 2014 ya superaron el millón de unidades vendidas en el año.

Representada en Uruguay por Kaitazoff Motors, empresa que recientemente cumplió 50 años en plaza,  FAW (First Automobile Works) llegó a nuestro país en 2007 y lleva vendidas, a la fecha de este artículo, unas 6.900 unidades, destacando  el sedán N5 con 2.630 unidades  y en el 2013 Alcanzando el primer lugar en ventas en el mercado total de automoviles medianos.

UN PASO HACIA ARRIBA

Fue a mediados de este año cuando llegó a Uruguay el modelo X80, un SUV (Sports Utility Vehicle) que ejemplifica el crecimiento, hacia arriba en el sentido literal, por segmento, tamaño y calidad del modelo.

Ya lo habíamos visto en fotos del Salón de Shanghái 2013 y lucía en gran forma. Hasta Agosto del 2014, llevan vendidas 90.000 unidades del también denominado Bestrum X80, con un promedio de 11.250 mensuales, una excelente cifra.

Pero ahora lo hemos podido tener cara a cara y a disposición para probarle en nuestra ciudad, carretera y algo de caminería desprolija.

Tiene generosos 4.58 metros de largo por 1.82 de ancho y 1.70 de altura y exteriormente causa una primera gran impresión, especialmente en el color bordeaux del modelo que nos entregaron: versión Extra Full a un precio pre-venta de 35.900 dólares iva incl. y la versión Automática para 39.900 dólares. También está a la venta la versión Full, a 31.900 Dólares. Las diferencias son de equipamiento, en favor de la primera: asientos de cuero con calentadores, techo solar, sensor de estacionamiento atrás, encendido automático de luces, encendido automático de limpia parabrisas (sensor de lluvia), control de velocidad de crucero, sistema de medición de neumáticos, y seis airbags incluyendo laterales y de cortina. Se nos anticipó a su vez que el mes próximo estará llegando la versión con caja automática.

La X80 tiene líneas fluidas y algo musculosas, con un toque de gran similitud, de perfil, a la Lexus RX. Es verdad que en todos los ángulos que Alvaro Portillo la fotografió es realmente hermosa.

Su tracción es delantera, potenciada por un motor dos litros, 4 cilindros y 16 válvulas capaz de 145 caballos a 6.500 vueltas y viene con caja de manual de sexta, con un peso que orilla los 1.500 kilos, sustentados en llantas de aleación de 17 pulgadas, con neumáticos 215/60.

EL EQUIPAMIENTO

Veamos el equipamiento de serie, es decir el de ambas versiones, cinco puertas, comenzando por el exterior: luces antiniebla delanteras y traseras, faros halógenos, alerón trasero, barras cromadas en el techo, luz de freno con LED, espejos retrovisores con guiño incorporado, limpiaparabrisas trasero. La capacidad del tanque de nafta es de 64 litros.

En su interior anotamos: asiento del conductor regulable en seis direcciones/posiciones con apoyo lumbar; asientos traseros rebatibles en dos tercios, pantalla de computadora de viaje, Radio AM-FM- con CD y cuatro parlantes; USB y entrada auxiliar; aire acondicionado adaptable a individual, parasoles con espejos de cortesía. A destacar, la zona vidriada con lamina de seguridad.

El volante es regulable en altura y profundidad y los levantavidrios son eléctricos. Cierran a control remoto desde el mando a distancia. El limpiaparabrisas es automático.

 

En cuanto a seguridad, lo más destacable es su máximo puntaje en los Crash Test realizados en el C-NAP, siendo el puntaje mas alto desde que se implementó la regulación por el Instituto Chino de Tecnología e Investigación del Automóvil.

Cuenta con ABS y reparto electrónico de frenaje; también es electrónico el freno de mano; tiene bloqueo central de puertas con trabas para niños y alarma de cinturones de seguridad –de tres puntas- desabrochado.

El comportamiento en ruta es realmente muy bueno, y se percibe un escaso rumor del motor salvo que lo subamos de vueltas, con un límite de torque de 184 Nm a 4.000 rpm. La suspensión es adecuadamente mullida, independiente con barra estabilizadora y doble horquilla adelante, y multi link atrás.

La tracción de esta camioneta es delantera y la  dirección es asistida electrónicamente, abarcando un buen radio de giro.  El pase de cambios es suave, caja de sexta, y alcancé una velocidad de 180 k.h. de máxima. El pique es solamente adecuado -pesa 1.500 kilos – y en consumo, su representante declara 8 litros cada 100 kilómetros, pero no rellenamos en esta prueba como para certificarlo.

Un detalle importante, para los desconfiados en la generalización del “auto chino” es que se vende con una garantía opcional de tres años o cien mil kilómetros, lo que en otras palabras equivale a confianza en lo que se comercializa.

En síntesis, una camioneta exteriormente impecable, que en su versión Extra Full tiene todo lo que se puede pedir, de posición muy ergonómica para el conductor, buen espacio interior y un andar placentero. Y su precio final está  un 30% por debajo de la alta gama de vehículos con similares  prestaciones y equipamiento y el tope más elevado de precio asciende a 39.900 dólares….

Por último, si le interesa ver un Video sobre el modelo le recomiendo este Test realizado en la Patagonia, patrocinado por el representante chileno de la marca: (https://www.youtube.com/watch?v=tWuMiCjozF8)

Be Sociable, Share!
Be Sociable, Share!

Comentarios


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>